Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

LO QUE NO TE MATA TE HACE MAS FUERTE, BMW 507

LO QUE NO TE MATA TE HACE MAS FUERTE, BMW 507

Como siempre mencionamos, la segunda guerra mundial entre 1939 y 1945, fue un hito que divide la fabricación de automóviles y generó diferentes vertientes según el país, tanto a nivel continental y mundial. En USA agregando lujo y en Europa con opciones de movilidad austeras. En Alemania, la situación de recuperación económica fue muy dura, hasta 1951 no volvieron a fabricar nuevos autos.

Mientras Volkwagen se dedicaba a los autos para el pueblo, y Mercedes-Benz el segmento de lujo. El primer BMW de lujo post guerra, no nace de la mente de un alemán, y si de un norteamericano, Max Hoffman, que era el principal importador en USA, él fue capaz de convencer a los de Bayerische Motoren Werke AG de fabricar un deportivo para demostrar al mundo que sus capacidades estaban intactas, pudiendo competir con el  Mercedes-Benz 300 SL, para el diseño Albrecht von Goertz que era un alemán que vivía en Norte América y conocía a Hoffman trabajó darle forma al 503 y al BMW 507 que para 1955 estaba listo. Cabe recordar que Albrecht es también el padre del diseño del hermoso Toyota 2000GT de 1963 – ver también -.

Mercedes-Benz 300 SL

Pero volvamos sobre el BMW 507, con una carrocería fabricada en aluminio con un peso no muy leve de 1340kg, pero equipado con un motor V8 de 3.2 litros junto a 2 carburadores de doble cuerpo, erogaba 150 CV, acoplado a una caja ZF de 4 marchas, conseguía excelentes cifras para la época como una máxima de 217 km/h y 8,8 segundo para llegar de detenido a 100 km/h.

BMW 507

Max Hoffman estaba muy ansioso para lanzarlo en USA, sus estimaciones eran de 2000 autos por año (a un precio de 5000 USD), pero BMW tuvo muchas dificultades y el precio final a un precio en ese momento era de 9000 USD (unos 86000 USD con cifras de hoy), las ventas demostraron que estaba muy equivocado alcanzando magras 254 unidades entre los años 57 y 59. Para comparación, un Corvette costaba 3000 USD en esos años.

Corvette 1955

Toda esta situación puso a BMW al borde de la bancarrota, mismo con el pequeño Isetta en venta pudieron hacer frente a los rojos financieros. Un nuevo paquete inversor llegó a fines de los 50s para remediar el caos económico, aunque el daño ya estaba hecho costándole la vida al hermoso BMW 507.

BMW 507

Por otro lado, un muchacho de Tennessee, llamado Elvis Aaron Presley, estaba haciendo el servicio militar en Alemania en 1958 y allí compra de segunda mano un 507, el auto originalmente blanco, era usado por sus fans para dejar estampado el color rojo del lápiz labial con besos sobre la pintura y cuentan que Elvis pidió pintarlo de rojo para evitar esos “problemas”. Al regreso a USA en 1960 el carro retorna con él, pero al poco tiempo lo vende, el auto estuvo en un granero durante años antes de ser llevado a Munich a su profunda restauración.

BMW 507

Quien también fue propietario de un BMW 507 fue el gran John Surtees, campeón de Formula 1 y también de motociclismo mundial. La leyenda cuenta que Surtees conoció al director de ingeniería de BMW en Hockenheim, Alexander von Falkenhausen, justamente cuando estaba en test con el 507, y John quedó impactado con el diseño y desempeño. Cuentan que cuando el dueño de MV Agusta le propuso un premio por el campeonato de motociclismo, John Surtees le pidió un 507, pero como era muy caro, el Conde Domenico Agusta le regaló la mitad y la otra parte John la pagó con horas de ensayos sobre las motos. El 507 de Surtees estaba modificado para aumentar prestaciones, con otros carburadores y frenos a disco en las 4 ruedas.

John Surtees y su 507

Quien también tuvo su 507 fue el mismo Albrecht von Goertz, su diseñador. Lo compró al segundo dueño en 1971, restaurándolo y cambiando el color del original gris a rojo.

El 507 de Albrecht von Goertz

BMW tardó mucho para volver al ruedo con un roadster, exactamente 41 años, hasta la aparición del BMW Z8 (E52), diseñado por Henrik Fisker del cual se fabricaron 5703 unidades entre los años 2000 y 2003.

BMW Z8

El hermoso 507 que casi lleva a la quiebra a BMW con sus escasas 254 unidades producidas, hoy es un clásico que cuesta mas de 2 millones de dólares en subasta.

Textos: © TargaSport

Fotos: © Unknown

 

Mostrar ComentariosCerrar Comentarios

Dejar un comentario